Las 15 mejores rutinas familiares para eliminar el desorden en el hogar

| Febrero 3, 2015 | Tu opinión nos interesa!

Las 15 mejores rutinas para eliminar el desorden el en hogar

Joshua Becker, es escritor y autor de los libros Simplify y Clutterfree with Kids. El y su familia han abrazado el minimalismo y lo viven a pleno. Entre los muchos consejos que comparte en su blog, nos cuenta las poderosas rutinas que él y su familia tienen para mantener la casa ordenada.

Si bien tal vez tú no estás dispuesta a vivir una vida tan minimalista, muchos estas rutinas para eliminar el desorden en tu hogar pueden verdaderamente ser el disparador de lograr esa casa ordenada, armónica y agradable que deseas.

Así te lo cuenta…

Hace varios años, mi familia y yo decidimos empezar a vivir una vida minimalista. Desde entonces, hemos tratado de eliminar todas las posesiones de nuestra casa que no son esenciales. Al hacerlo, hemos encontrado una nueva oportunidad de pasar nuestro tiempo, enfocar nuestra energía y nuestras finanzas en las cosas que son más importantes para nosotros.

También, nos hicimos mucho conscientes sobre cómo las cosas roban nuestra preciosa libertad. Hemos aprendido que al igual que la mayoría de las familias, no importa cuánto nos esforcemos para detenerlo, inevitablemente las cosas siguen entrando en nuestra casa … casi todos los días.

Así que trabajamos duro para eliminar cualquier desorden que comienza a acumularse en nuestro hogar. En el camino, hemos recogido (y tratamos de practicar) algunas rutinas muy útiles para eliminar el desorden.

Aquí tienes nuestras 15 rutinas para eliminar el desorden en nuestra casa:

1. Colocar el correo que no deseamos en el contenedor de reciclaje.

Toma nota del flujo natural de la correspondencia que llega a tu casa. Colocar un basurero o tacho de reciclaje en la zona en la que normalmente dejas la correspondencia podría permitir que esos papeles o esa correspondencia jamás llegue a tu mesada. Y como bono adicional, podrías comenzar a revisar menos correspondencia no deseada que recibes (piensa en anuncios, por ejemplo).

2. Almacenar los electrodomésticos fuera de la vista.

Tostadoras, abrelatas, cafetera… todos ellos ocupan espacio. Y si bien puede no parecer mucho espacio al mirarlos, la primera vez que prepares la cena en un mostrador sin ellos, te darás cuenta de la diferencia. Si piensas que va a ser una molestia guardarlos cada mañana, no lo hagas. Se tarda menos de 6 segundos para poner a cada aparato lejos… una vez que haya encontrado el hogar ideal para él.

3. Retirar 10 artículos de ropa de tu clóset o armario hoy mismo.

Adelante. Si eres una persona típica, te llevará unos 5 minutos tomar 10 prendas que ya no usas, y botarlas en una caja. Tus prendas restantes entrarán mejor en tu clóset. Tu armario será capaz de “respirar” de nuevo. Y si escribes “Donar” o “Caridad” en la caja cuando haya terminado, incluso te sentirás mejor consigo mismo tan pronto la hayas entregado. Muy probablemente, te sentirás inspirado a hacerlo de nuevo.

4. Doblar la ropa limpia / Quitar la ropa sucia inmediatamente.

La forma en que manejo la ropa en estos días es uno de los mayores cambios que impactan el orden o desorden que he hecho en mi vida. Por desgracia, solía ser una persona que tiraba todo en el suelo. Ahora, me ocupo de cada prenda en cuento me la saco. La ropa sucia al lugar indicado. La ropa limpia, de nuevo a la percha o a su cajón. Es así de simple. ¿Cómo aparece la ropa sucia mágicamente limpia y doblada en mi clóset… no estoy seguro. Tendrás que preguntarle a mi esposa.

5. Los juguetes del dormitorio de los niños viven en el clóset.

No en el suelo. No en el aparador. Pero en el armario. Y cuando el armario se llena demasiado de juguetes, es el momento de hacer un poco de espacio. Un consejo, por lo general es seguro retirar los juguetes que se encuentran en la parte inferior de la pila.

6. Los niños recogen sus juguetes cada noche.

Esto tiene un sinnúmero de beneficios: 1) Enseña responsabilidad. 2) Ayuda a los niños a que se den cuenta de que no siempre más es mejor. 3) La casa está limpia para la mamá y el papá cuando los niños están en la cama. 4) Es una clara indicación de que el día ha llegado a su fin. Dios, uno pensaría que con todos estos beneficios sería más fácil para nosotros lograr que los niños que hagan…





 

7. Llenar los recipientes para el recolector de basura.

Utiliza cada día de recolección de basura como una excusa para llenar tus contenedores de reciclaje y/o botes de basura. Coge una caja de trastos viejos del ático… viejos juguetes del playroom… alimentos vencidos de la despensa… papeles viejos de la oficina. Si una vez a la semana es demasiado a menudo, haz este ejercicio cada dos semanas. Conseguirá hacerte el hábito. Incluso, puedes comenzar a disfrutar de las mañanas de eliminación de basura… okey, no iré tan lejos.

8. Reducir los elementos decorativos a la mitad.

No, en serio, lo digo en serio. Coge una caja y camina a través de tu living o sala de estar. Retira elementos de decoración de estanterías, mesas y paredes; aquellos que no sean absolutamente hermosos y significativos. Te puede gustar más de lo que piensas. Si no, siempre podrás volver a colocarlos. Pero yo apostaría a que esos viejos anuarios de la escuela de mi esposa no volverán todos…

9. Lavar los platos inmediatamente.

Lavar a mano cierta vajilla toma menos tiempo que colocarlos dentro del lavavajillas. Esto aplica a las tazas, tazones de desayuno, platos y cubiertos. Si lavas a mano enseguida después de comer, casi no toma tiempo. Si embargo, lavar a mano no es una opción para ti, coloca todo en el lavavajillas inmediatamente después de usar algo. A nadie le gusta entrar en una cocina con platos apilados en el fregadero o en el mostrador … y es incluso menos divertido comer allí.

10. Unificar y uniformar tazas, cuencos, platos y cubiertos.

La uniformidad permite un mejor apilamiento, almacenamiento y hace a la accesibilidad de los ítems. Si hay una taza de recuerdo o una taza que es tan importante para ti que no puedes vivir sin ella, está perfectamente bien. Eso sí, no guardes 5 de ellos.

11. Mantener tu escritorio despejado y limpio.

Los cajones pueden albergar adecuadamente la mayoría de las cosas que se necesitan para mantener tu escritorio u oficina funcional. Y un sistema sencillo de archivo debiera mantenerlo libre de papeles desordenados. La siguiente persona que se sienta a utilizar el escritorio te lo agradecerá.

12. Guardar gadgets electrónicos fuera de la vista.

Asígnale un lugar a los DVDs, CDs, video-juegos y controles remotos. Estos items no tienen que estar en la vista, los utilizas menos de lo que piensas. Y si los retiras de tu vista… tal vez incluso los usarás menos.

13. Dejar siempre espacio en el clóset de recepción o armario para abrigos.

Hay dos razones por las cuales los abrigos, zapatos y prendas de vestir que utilizamos para el exterior terminan dispersos por toda la casa en lugar de en el clóset. La primera razón es porque el clóset está tan lleno que es una molestia guardar las cosas y recuperarlas rápidamente. Deja espacio en el suelo, en las perchas y en los estantes para las prendas que estás usando y deberás guardar y sacar rápidamente. La segunda razón es porque tienes niños … pero vas por tu cuenta con esto.

 

14. Mantener las superficies planas despejadas.

Mostradores y mesadas en cocina, baño, dormitorio, incluso mesas… Después de limpiarlas por primera vez, mantenlas libres requiere de nuestro esfuerzo diario. Recibos, monedas, papeles desordenados… el desorden sigue llegando y llegando… es simplemente más fácil la segunda vez.

15. Terminar de leer una revista o el periódico. Procesar o reciclar inmediatamente.

Si has terminado de leerlo, procésalo y libérate de este desorden de inmediato. ¿Encontraste una buena receta en uno de ellos? el producto de papel, procesarla y librarse de su desorden de inmediato. Buena receta allí? Recórtala y ponla en tu caja o carpeta de recetas y recicla el resto. ¿Un buen artículo que tu marido podría disfrutar? Recórtalo y envíalo y recicla el resto. ¿Un artículo que un amigo disfrutará? Recórtalo, envíalo por correo, y recicla el resto (o mejor aún, busca en Internet la nota y envíasela por correo electrónico). ¿Un cupón de descuento demasiado atractivo para dejar pasar? Recórtalo y recicla. Las pilas de revistas y periódicos sirven de poco en la vida, salvo para mantener el desorden de una habitación.

¿Qué te han parecido estas rutinas para eliminar el desorden en casa? Interesantes, ¿verdad? ¿Qué otras se te ocurren? Cuéntanos escribiendo tu comentario debajo.

Escribe tu comentario

Tu opinión nos interesa!

Etiquetas: , , , , ,

Categorias: Destacados, Organizacion en el hogar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Curso Online: 21 Días para Organizar tu Vida y tu Negocio
<